Vigo es una ciudad que conserva la esencia de su pasado y la pasión por el futuro. Un destino excepcional en el que disfrutar de la cultura, la gastronomía, la naturaleza y, sobre todo, de las inmensas posibilidades que ofrece su costa.

Desde las playas urbanas de Samil y O Vao, a solo diez minutos en coche desde el centro histórico, hasta las de Patos o Playa América, a unos 20 minutos, pasando por las numerosas calas más escondidas de la zona de Cangas, Vigo ofrece un sinfín de posibilidades para los amantes de los arenales.

Más allá de las playas, su colosal Ría ofrece a los navegantes infinidad de posibilidades que la convierten en un espectáculo imprescindible y en nuestro mayor tesoro. El puente de Rande une ambos lados de la Ría y se considera uno de los iconos de la ciudad. En su entorno, cientos de bateas crían una de las delicias gastronómicas de este mar: el mejillón, y bajo sus aguas, yacen restos de naufragios como la famosa Batalla de Rande que muchos se han empeñado en buscar pero aún nadie ha encontrado.

Teatro Afundación Vigo
Illas Cíes

Y, por supuesto, ningún visitante puede irse de Vigo sin conocer sus espectaculares Islas Cíes. Un verdadero paraíso candidato a convertirse en Patrimonio de la Humanidad. Acceder al entorno privilegiado de las Cíes -en el que se encuentra la “mejor playa del mundo” según el prestigioso diario “The Guardian”- es sencillo. Desde la estación marítima parten en verano a diario barcos que en menos de una hora llevan al visitante a las islas. Sin embargo, es aconsejable reservar con antelación ya que, al tratarse de un parque natural, tiene restringido el número de visitas. También existe la posibilidad de contratar embarcaciones particulares y disfrutar de la isla sur, que no está comunicada por línea regular.

Nuestros sabores

La rica tradición de la gastronomía gallega se muestra en todo su esplendor en Vigo. La ciudad alberga restaurantes para todos los presupuestos, aunque los pescados y los mariscos son la marca de la casa. Se puede empezar a disfrutar en la famosa “calle de las ostras” y seguir tapeando por el Casco Vello, sin olvidarse de las variadas propuestas vanguardistas que se pueden encontrar en numerosos locales del centro de la ciudad.

Pasear por la ciudad

Hay decenas de rutas para conocer la urbe, desde las que recorren el hermoso Casco Vello hasta las que llevan a descubrir su señorial Ensanche y el Vigo más industrial y genuino. No dejes de fijarte en las pinturas que decoran numerosas medianeras de toda la ciudad y que han convertido a Vigo en un ejemplo de arte urbano. ¡Y no se pierda el ambiente nocturno más animado de toda Galicia!

MULTIMEDIA

Patrocinadores PREMIUM

Logo NetzschADC

Colaborador aéreo

Logo Iberia